sábado, 9 de abril de 2016

"Cristina Narbona y la muerte del Patronato de Doñana."

MEMORIAS DE DOÑANA.

ACROÁTICA  nº 26.  9 de abril del 2016.  

         Estimado lector/a:
         En mis Memorias de Doñana estoy narrando el final del Patronato, el cual "murió" por injustificable decisión política y no por imperio de la ley. Su última Presidente, la entonces Ministra Cristina Narbona, persona que públicamente proclamaba su amor a Doñana y su defensa del medio ambiente, sabrá el porqué.
         Y en mis Memorias Impías http://memoriasimpias.blogspot.com.es sigo incluyendo mis actividades en defensa de todo lo defendible. Su escritura, además, me está sirviendo para revisar mi vida, conocerme y recordar lo que he hecho, a las personas a las que he tratado, a las muchas que he llevado a Doñana y a otros lugares privilegiados de nuestra geografía, y al final ni agradecido, ni pagado ni sensibilizado. También para constatar  la triste realidad de la frase de San Agustín sobre la estupidez humana:  “Inmensa es la multitud de imbéciles”. Yo añado: y desagradecidos.
         Hasta la próxima "Acroática", un atento saludo de Jesús de Vozmediano.

         

1 comentario:

  1. Es tonificante intelectualmente comprobar como un agnóstico como Jesús, recurre con insistencia a la autoridad de un Padre y Doctor de la Iglesia Católica, como Agustín de Hipona, para reforzar sus aseveraciones. ¡¡Enhorabuena!!

    ResponderEliminar